23-03-2011

Bayer HealthCare - Pharmaceuticals

Disfunción eréctil, puerta de entrada a la salud del hombre

• Expertos reunidos recientemente en Barcelona coinciden en que las dificultades de erección pueden ser una señal de alerta de que existen otros problemas de salud no tratados.

Las dificultades de erección deben considerarse parte importante de la salud integral del hombre ya que, no sólo afectan al bienestar y la calidad de vida del individuo y su pareja, sino que, en muchas ocasiones, son una señal de alerta de que existen otros problemas de salud no tratados, como pueden ser hipercolesterolemia, hipertensión, diabetes, problemas cardiovasculares, déficit de testosterona, etc. Así pues, la disfunción eréctil (DE) no es sólo un problema de salud sexual, es un síntoma centinela que puede ayudar al hombre y a los profesionales sanitarios a prevenir numerosas complicaciones, tanto de tipo cardiovascular como de tipo metabólico.
 
 Expertos reunidos recientemente en Barcelona en el debate "Todo sobre la salud del hombre" destacaron que el hombre acude menos a la consulta que la mujer, por lo que, en opinión del profesor titular de Urología de la Universidad de La Laguna, el Dr. Pedro Gutiérrez, debe animarse al hombre a partir de los 40 años a que acuda al especialista "frente a un síntoma como la DE debe aprovecharse la oportunidad para, además de valorar la causa de las dificultades de erección, detectar otros posibles problemas de salud , mejorando así su calidad de vida ".
 
 Por su parte, el Dr. Javier Romero, médico adjunto del Hospital 12 de Octubre de Madrid recalcó que la DE es un marcador de la salud integral del hombre, "la punta del iceberg" que indica que existe un problema orgánico sin tratar. "Se ha comprobado que, en muchas ocasiones el hombre puede sufrir un problema de salud cardiovascular importante dos o tres años después de presentar DE" subrayó el Dr. Romero. Esto ocurre, según comentó el Dr. Ignacio Moncada, Jefe del Servicio de Urología del Hospital de La Zarzuela de Madrid "porque los vasos arteriales del pene tienen un diámetro menor que muchas del resto de las arterias del cuerpo y, por tanto, se pueden obstruir mucho antes cuando existen patologías ocultas, como la diabetes o la hipercolesterolemia ".
 
 Por tanto, es importante consultar al médico sin ningún tipo de temor o vergüenza cuando se sufre de DE a cualquier edad, dado que pueden detectarse enfermedades más importantes para la salud general. Además la DE altera de forma importante la calidad de vida del paciente y siempre se puede encontrar el tratamiento correcto para cada individuo, explicó el Dr.Natalio Cruz, Jefe de la unidad de Andrología del servicio de Urología del Hospital Virgen del Rocío de Sevilla.
 
 En cuanto a los tratamientos existentes en la actualidad, los expertos coincidieron en que los nuevos fármacos han modificado las demandas de los pacientes. Como recuerda el Dr. Moncada, "tras muchos años sin medicación, la aparición de los inhibidores de la PDE-5 han supuesto una revolución que ha cambiado totalmente el panorama, porque ahora disponemos de tratamientos eficaces que han permitido que los pacientes vuelvan a disfrutar de una vida sexual normal". A lo que añadió, "estos fármacos son eficaces y seguros, pero deben de ser tomados bajo prescripción médica, por lo que comprarlos por Internet puede suponer un riesgo para la salud".
 
 Otro de los temas tratados en esta charla debate fue el Síndrome de Déficit de Testosterona (SDT) una patología "de cuya necesidad de tratamiento los urólogos estamos cada día más concienciados", comentó el Dr. Pedro Gutiérrez.
 
 Entre le 20 y el 40 por ciento de los hombre mayores de 50 años presentan una disminución de los niveles de testosterona, un problema que según el Dr. Moncada "disminuye la calidad de vida y que muchas veces es confundido con el envejecimiento".
 
 Entre los síntomas de SDT se encuentran la depresión, fatiga, dificultad de concentración, disminución de la masa muscular, aumento de la grasa corporal, irritabilidad, ansiedad, disminución del deseo sexual y disfunción eréctil. Solo se requiere un sencillo análisis de sangre y una evaluación médica para detectarlo. Pero a pesar de esto menos de un cuatro por ciento de los hombres que padecen este síndrome en España reciben el tratamiento adecuado. Esta circunstancia debe de ir cambiando en los próximos años ya que, como afirmó el Dr. Gutiérrez "se trata no sólo de añadir más años de la vida, sino de añadir más vida a los años".
 
 Para más información:
 Juan Blanco / Raquel Hernández
 Comunicación Bayer HealthCare
 Tfno: 650515990
 www.prensabayer.com